Laguna del Palmar, el nuevo refugio de la biodiversidad en el Chaco argentino

Este nuevo parque nacional está a unos 70 kilómetros de Resistencia. Laguna del Palmar fue creado en el año 2023, para proteger un área de 5.620 hectáreas de vital importancia para la conservación de la naturaleza chaqueña.

El nuevo parque nacional es uno de los más pequeños en comparación con otros de la Argentina y se destaca por la presencia de la laguna que le da nombre, un extenso espejo de agua rodeado de exuberantes palmares de caranday. Este ecosistema único alberga una gran variedad de flora y fauna, incluyendo especies amenazadas como el yacaré negro, el ciervo de los pantanos y el lobito de río. Está ubicado en el departamento Bermejo, a unos 70 kilómetros de la ciudad de Resistencia. Se puede llegar al parque por la Ruta Nacional 11 hasta el acceso a Las Palmas, y luego por caminos rurales. Laguna del Palmar forma parte del sitio Ramsar Humedales Chaco, que abarca más de 500.000 hectáreas.

Un refugio para las aves

La creación del Parque Nacional Laguna del Palmar representa un paso importante para la conservación de los ecosistemas chaqueños. El parque tiene un gran potencial para el desarrollo de actividades de ecoturismo, investigación científica y educación ambiental.
Actualmente, el parque se encuentra en desarrollo y aún no está abierto al público en general. Sin embargo, se están realizando trabajos para acondicionar las instalaciones y senderos para que los visitantes puedan disfrutar de este tesoro natural en el futuro.
Laguna del Palmar es un paraíso también para los observadores de aves. Más de 300 especies han sido registradas en el parque, incluyendo aves acuáticas migratorias como el pato silbón y el garzón blanco. La laguna y sus alrededores también son hogar de aves terrestres como el yacutinga, el loro hablador y el tucán toco.

En el emblema del parque se destaca el surubí a lunares, un pez con una marcada influencia cultural en la región litoraleña argentina en términos gastronómicos, comerciales y de pesca deportiva. El surubi a lunares representa también un eslabón relevante en la cadena alimentaria del río, como predador de aquellas especies menores que constituyen su alimento. En el fondo del emblema se ve la vegetación propia de la selva en galería que crece sobre lomadas sedimentarias llamadas “albardones”, y que acompaña tanto la ribera del río Paraguay como algunos tramos de la laguna El Palmar. Además, en las áreas de bosques fluviales y albardones se destaca la existencia de especies como el aguará guazú, pumas y zorros.

Más allá de su riqueza natural, el Parque Nacional Laguna del Palmar tiene un importante valor cultural e histórico. La región fue escenario de la Guerra de la Triple Alianza (1864-1870) y posteriormente perteneció a la compañía azucarera Las Palmas del Chaco Austral.

De las más de 5.000 hectáreas del parque, unas 3.000 pertenecen a humedales, áreas que son consideradas, a nivel mundial, como esenciales en la conservación de la biodiversidad. Además preserva un sector de transición entre las ecorregiones Delta e Islas del Paraná y Chaco Húmedo. Es la primera área protegida del sistema nacional en conservar una muestra representativa de la Subregión Microsistemas y Planicies de Inundación del Complejo Bajo Paraguay.

No hay dos sin tres

Laguna El Palmar es el tercer parque nacional de la provincia de Chaco, donde ya existen y se pueden visitar el Parque Nacional Chaco (14.981 hectáreas), consagrado a la protección de una zona de lagunas y vegetación selvática alternadas con palmares y bañados, y el Parque Nacional El Impenetrable, que protege un ecosistema de bosque de quebrachos, algarrobos y palo santo, con selvas en galería, pastizales, bañados y lagunas.
Aquí se protege también a poblaciones de especies amenazadas como el pecarí labiado, el tatú carreta, el oso hormiguero, el tapir y el aguará guazú.

A %d blogueros les gusta esto: