Cómo utilizar una eSIM durante un viaje para conectarse a Internet

Con una eSIM, es posible conservar el mismo número en otro país y con otro proveedor de Internet.

Durante un viaje en el extranjero, es importante permanecer conectado en cualquier lugar y en todo momento, ya sea por cuestiones de seguridad o de trabajo o bien para poder compartir comentarios, experiencias y fotos en las redes sociales. El teléfono móvil es además una herramienta indispensable, para buscar direcciones, realizar pagos, consultar mapas, concentrar reservas, comunicarse con proveedores, reservar pasajes y mucho más.

No todos los proveedores de Internet brindan buena cobertura o buen servicio de roaming, una solución que resulta muy cara en la mayoría de los casos. Las eSIMs son entonces una solución a tomar en cuenta durante un viaje al exterior.

¿Cómo funcionan?

Son tarjetas SIM electrónicas estándar que permiten activar un plan de datos celulares sin necesidad de usar una tarjeta SIM física. Los modelos más recientes de teléfonos suelen estar preparados para instalar varias eSIMs. Es lo que las hace tan útiles, ya que aportan una conexión a internet con otros proveedores, manteniendo el mismo número celular. Airalo es una de las empresas que ofrecen este tipo de servicios, y sus productos son disponibles tanto desde una app como su sitio web.

Las ventajas de una eSIM

Otro beneficio de usar una eSIM es la seguridad, ya que evita conectarse de manera gratuita a redes WIFI en aeropuertos, estaciones o lugares públicos. Este tipo de conexión gratuita y abierta es un terreno de caza habitual para hackers que roban los datos de los viajeros desprevenidos. Una manera de protegerse en caso de no tener una eSIM es gracias a un VPN (ver nuestra nota “Una habitación de hotel no es un lugar seguro para sus dispositivos“).

Además, de la seguridad, la eSIM es más ecónomica que un servicio de roaming y evita la mala sorpresa de ver montos elevados en la factura de telefonía celular luego de unas vacaciones en el extranjero.

¿Cómo instalar una eSIM sin cambiar de número de teléfono?

  • Bajar una aplicación o entrar a una tienda virtual para comprar una eSIM.
  • Verificar que el teléfono sea compatible con las eSIMs. En el caso de los dispositivos iOS, esto se puede validar entrando a configuración, general y ahí revisar el código del país en el que fue fabricado. Este código debe aparecer en la lista de los países que son compatibles, la cual es proporcionada por la eSIM previo a la compra. Por ejemplo, en el caso de Apple los modelos a partir del XR y hasta el 15 Pro Max son compatibles. En el caso de Android, varias marcas tienen compatibilidad.
  • Seleccionar el paquete que más convenga, considerando parámetros como la cantidad de días de uso, la amplitud de la cobertura (uno o varios países) y la cantidad de megas. Airalo es una de las empresas que ofrece opciones personalizadas en el que se pueden elegir paquetes regionales, globales o locales; y duraciones de entre 7, 15, 30 y 60 días.
  • Después de efectuar el pago en línea es momento de instalar la eSIM. Lo recomendable es hacerlo un día previo al viaje y en un lugar con conexión WI-FI estable (en casa por ejemplo) para que no se interrumpa el proceso.
  • Una vez en destino, acceder a la red celular y seleccionar la nueva eSIM como principal. La conexión es inmediata.
  • Al momento de volver a casa, volver a cambiar la configuración para regresar al servicio del proveedor regular.

A %d blogueros les gusta esto: